Innovación | Garantía | Calidad

Preguntas frecuentes sobre detectores de humo

¿Qué es un Detector de Humo?

 Es un dispositivo que detecta el humo presente en el aire que le rodea y que mediante una alarma sonora, le avisará del inicio de un incendio en su vivienda.

 Los detectores de humo aumentan la seguridad doméstica. Su alarma supera los 85 dB para asegurar que se despierten las personas incluso en mitad de la noche. 

 Son aparatos autónomos, con baterías alcalinas o de litio selladas, con hasta 10 años de duración. Su mantenimiento es sencillo, no siendo necesaria cuota mensual.

 Los detectores están equipados con una alerta por batería baja y un botón de prueba, con la finalidad de realizar pruebas periódicas.

 En España, al contrario de lo que ocurre en casi toda Europa, todavía es considerado un electrodoméstico y no un dispositivo obligatorio de seguridad contra incendios

¿Dónde debería instalar mi Detector?

Los detectores de humo pueden colocarse en el techo o en la pared. Recomendamos la instalación en el techo y lo más centrados posible.

Los detectores de humo instalados en el techo deberían colocarse a 300 mm de distancia de instalaciones eléctricas y paredes, y a no más de 600 mm verticales por debajo del punto más elevado de la habitación.

Si va a colocar su detector de humos en la pared, la parte superior del detector deberá situarse entre 150 y 300 mm por debajo del techo, y al menos a 300 mm de la pared.

Manténgalos lejos de salidas de calefacción, ventiladores de techo o lugares con fuertes corrientes de aire.

No instale un detector de humo demasiado cerca de una lámpara de techo. Estas lámparas tienen mucho polvo en sus pantallas.

Nunca instale un detector en la parte superior de un techo abuhardillado, el humo apenas podría llegar al detector.

En un techo inclinado, el mejor lugar para colocar el detector de humo es hasta 90 cm desde el vértice. Asegúrese de poder acceder al detector para mantenimiento.

El  SERVICIO MANITAS de su Seguro de Hogar estará encantado de ayudarle con la instalación de sus detectores. Protéjase e instale detectores!!!! Nunca ha sido tan fácil estar protegido

¿Por qué un detector dispara una alarma sin razón aparente?

Verifique la ubicación de su detector (siguiendo las instrucciones en el manual de operación, párrafo «Posicionamiento»)

El  detector de humo está diseñado de tal manera que es necesario un mínimo de mantenimiento.

Su detector de humo debe limpiarse al menos dos veces al año con una aspiradora equipada con una punta de cepillo suave.

Advertencia: su alarma de humo FireAngel® puede disparar una alarma no deseada mientras se limpia con una aspiradora.

¿Por qué pita el detector?

Señal que indica baja batería: cuando la batería de un detector de humo está al final de su vida útil, el detector de humo emite un ‘pitido’ cada pocos minutos para advertirle que la batería está baja.
Si su detector tiene una batería de litio no reemplazable con una vida útil de 10 años,reemplace todo el detector.

¿Cuál es la duración de la batería de un detector?

La vida real de la batería depende del ambiente / habitación donde está instalado el detector. El detector emite un pitido cada 45 segundos cuando la batería está baja. Por lo tanto, pruebe su (s) detector (es) cuando regrese de vacaciones o si ha estado ausente por un largo tiempo de su casa, caravana o segunda residencia.

¿Cómo debo probar el detector?

Conecte el detector a su plataforma de montaje. Los detectores equipados con una batería de litio no reemplazable con una vida útil de 10 años solo funcionan cuando el detector está conectado a su plataforma de montaje. Presione el botón de prueba en el centro del dispositivo y suéltelo, el detector realizará 2 ciclos de 3 potentes pitidos. La alarma se detiene automáticamente.

Luego verifique si la luz indicadora roja parpadea de vez en cuando.

Un flash cada 15 segundos : el detector está en modo silencioso.

Un flash cada 45 segundos : el detector está en modo de espera.

Repita la operación cada semana, pero también cuando regrese de vacaciones o haya estado fuera de su casa , caravana o segunda residencia, durante mucho tiempo.

¿Cuál es la vida útil de un Detector de Humo?

La vida útil de un detector de humo depende en gran medida del mantenimiento y la ubicación del detector.

Un detector  FireAngel tiene una vida útil de al menos 10 años, pero si el detector no se limpia después de una serie de alarmas no deseadas, su vida útil puede ser considerablemente menor a 10 años. Cuando el detector está bien mantenido y colocado de acuerdo con las instrucciones del manual, ¡puede funcionar más de 10 años!

¿Dónde no debería instalar el Detector de Humo?

No instale un detector de humo

– En la cocina

– En habitaciones húmedas, como baños, inodoros y duchas.

– En un lugar donde la temperatura cae regularmente por debajo de 4 ° C o excede los 38 ° C, por ejemplo en edificios anexos, cobertizos y porches sin calefacción.

– No instale detectores de humo en cuartos polvorientos, sucios o grasientos.

Si es necesario, use un detector de calor además de los detectores de humo ópticos ya instalados.

Manténgalos lejos de salidas de calefacción, ventiladores de techo o lugares con fuertes corrientes de aire.

No instale un detector de humo demasiado cerca de una lámpara de techo. Estas lámparas tienen mucho polvo en sus pantallas.

Nunca instale un detector en la parte superior de un techo abuhardillado, el humo apenas podría llegar al detector.

En un techo inclinado, el mejor lugar para colocar el detector de humo es hasta 90 cm desde el vértice. Asegúrese de poder acceder al detector para mantenimiento.

Perdí mi manual de usuario. ¿Puedo obtener uno nuevo?

Los manuales están disponibles en línea en nuestro sitio web www.fireangeltech.com

Puedes descargártelos gratis.

Es imposible quitar el detector de su plataforma de montaje.

Si no puede separar el detector de humo de su plataforma de montaje, es posible que el mecanismo de bloqueo haya sido activado. Una fuerza excesiva puede dañar el detector de humo, la plataforma de montaje o ambos.

Preguntas frecuentes sobre detectores de calor

¿ Qué es un Detector de Calor?

 El Detector de Calor es un dispositivo que aumenta la seguridad doméstica detectando una elevación de la temperatura (≥54°C) en la sala en la que está instalado.  Si el detector detecta calor (≥54°C) salta inmediatamente una alarma sonora . Su sirena supera los 85 dB para asegurar que se despierten las personas incluso en mitad de la noche. El detector está equipado con una alerta por batería baja y un botón de prueba, con la finalidad de realizar pruebas periódicas de su correcto funcionamiento.

¿Dónde debería colocar un Detector de Calor?

Para una protección óptima, los Detectores de Calor deben instalarse como parte de un sistema completo de protección contra incendios, que también incluye detectores de humo.

Los Detectores de Calor deben colocarse en habitaciones donde el polvo, los humos y la humedad puedan causar alarmas no deseadas de los detectores de humo.

Los detectores de calor son la solución ideal, por ejemplo, en salas de calderas, cocinas, lavanderías, áticos y garajes.

Mi Detector de Calor emite un pitido intermitente

Verifique la ubicación de su detector.

También puede que la batería no reemplazable esté llegando al final de su vida útil cuando el detector emite un pitido cada 45 segundos y la luz amarilla parpadea al mismo tiempo, en ese caso, reemplace el detector antes de 30 días.

La luz indicadora amarilla parpadea y el Detector emite un pitido.

Si la luz amarilla parpadea, pero no al mismo tiempo que el pitido, el sensor está defectuoso y necesita ser reemplazado.

El Detector no emite una alarma audible durante la prueba

Presione firmemente el botón central de Test / Silencio. Si el pitido se ha silenciado y el Detector de Calor está en modo silencioso, es posible que no emita un pitido: espere quince minutos y vuelva a intentarlo.

Verifique que el detector esté firmemente sujeto a su plataforma de montaje.

Si tras realizar las verificaciones anteriores sigue dando fallo, póngase en contacto con nuestro Servicio Técnico.

Preguntas frecuentes sobre detectores de monóxido de carbono

¿ Qué es un detector de Monóxido de Carbono?

Es un aparato que controla los niveles de Monóxido de Carbono en el aire que rodea al detector.

Los siguientes síntomas pueden relacionarse con el envenenamiento por CO, todas las personas que convivan con usted deberían ser conscientes de ello:

– Exposición leve: Dolor de cabeza leve, vómitos , fatiga ( a menudo descritos como síntomas de gripe)

– Exposición media: Dolor de cabeza fuerte y palpitante, mareos, confusión, taquicardia.

– Exposición extrema : Inconsciencia , convulsiones, parada cardiorrespiratoria, muerte.

El detector controla la cantidad de CO presente en el aire a su alrededor ,midiéndolo en partículas por millón (ppm)

35  ppm : Máxima concentración permitida de exposición continuada para adultos saludables en un período de 8 horas.

200 ppm: Dolor de cabeza leve, fatiga, mareo, naúseas tras 2-3 horas de intoxicación.

400 ppm : Dolores de cabeza frontales al cabo de 1-2 horas, potencialmente mortal tras 3 horas de exposición.

800 ppm : Mareo , naúseas y convulsiones en 45 minutos. Inconsciencia en 2 horas. Muerte en 2-3 horas.

¿Cómo se produce el Monóxido de Carbono?

El Monóxido de Carbono (CO) se origina durante una combustión incompleta de combustibles fósiles (madera, carbón, gas, gasolina, gasoil …). La combustión incompleta se produce principalmente cuando es insuficiente el suministro de aire limpio necesario para la combustión o en caso de suciedad o fallo de los quemadores del aparato de combustión. Las fuentes usuales de Monóxido de Carbono son aparatos con llama, calentadores de gas, calderas, chimeneas , cocinas de gas, estufas de gas ,….. Otras situaciones que pueden llevar a la presencia de Monóxido de Carbono en un hogar incluyen salidas de ventilación tapadas, sueltas, oxidadas o corroídas, tiros de chimeneas agrietados o la instalación incorrecta de aparatos que funcionan con combustibles fósiles.

¿Quién puede intoxicarse por Monóxido de Carbono?

Cualquier persona que viva en una casa equipada con aparatos de combustión, (calderas, calentadores, estufas , chimeneneas,….) o un garaje comunicado con  la vivienda, donde arranquen motores de combustión, puede estar sufriendo una intoxicación por Monóxido de Carbono. Los bebés,  niños pequeños, mujeres embarazadas, personas con enfermedades cardíacas crónicas, anemia o problemas respiratorios son más susceptibles a  sufrir un envenenamiento por Monóxido de Carbono.

¿Por qué es peligroso el Monóxido de Carbono?

El Monóxido de Carbono es incoloro, no puede verse.

El monóxido de carbono no tiene olor: no puede olerse.

Al igual que el oxígeno del aire que respiramos, el CO pasa a nuestro organismo a través de los pulmones durante la respiración. Compite con el oxígeno y ocupa su lugar en los glóbulos rojos, la sangre absorbe monóxido de carbono 250 veces más rápido que el oxígeno. La intoxicación de la sangre por CO provoca la falta de oxígeno en los órganos vitales, pudiendo llegar a producir la muerte.

 

¿Cómo reconocer el envenenamiento por Monóxido de Carbono?

Los primeros síntomas de envenenamiento por Monóxido de Carbono son parecidos a los de la gripe: dolor de cabeza leve, náuseas, vómitos y fatiga. También causa confusión y/o somnolencia, acelerando el ritmo cardíaco. Cuando la concentración de monóxido de carbono es alta, aparecen síntomas graves, como: inconsciencia, coma y daño cerebral irreversible que puede conducir a la muerte.

¿Cuáles son las causas más comunes de envenenamiento por Monóxido de Carbono?

La principal causa  de presencia de CO en viviendas es debida a aparatos de combustión incorrectamente instalados o defectuosos: estufas, calentadores, barbacoas, chimeneas, o calderas.

El riesgo de intoxicación por monóxido de carbono aumenta considerablemente cuando el dispositivo de combustión se instala en una habitación pequeña, mal ventilada, como en un barco, en una caravana o en un pequeño baño con ducha , y en ausencia de evacuación directa de los gases de la combustión hacia el exterior.

¿Cómo evitar el envenenamiento por Monóxido de Carbono?

Realizando el mantenimiento de su aparato de combustión, según las indicaciones del fabricante o la legislación aplicable. Asegúrese de que su dispositivo de combustión sea revisado regularmente por un profesional. Esta revisión debe hacerse preferentemente cada año. Una pegatina en el dispositivo a menudo le mostrará la fecha del último chequeo. Durante este mantenimiento, no solo se debe revisar el aparato de combustión, sino que también la ventilación sea suficiente. Compruebe regularmente que las rejillas, conductos o chimeneas de ventilación se encuentran limpios y que no están obstruidos o tapados por algún objeto.

 

¿Qué hacer en caso de envenenamiento por Monóxido de Carbono?

En el caso de envenenamiento por Monóxido de Carbono, o una situación que pudiera causar tal intoxicación, los presentes deben abandonar la atmósfera tóxica lo antes posible (el rescatista debe estar muy atento a su propia seguridad). Las personas deben ser llevadas al aire libre de inmediato. Pida ayuda para proporcionar el tratamiento médico apropiado para el envenenamiento con CO.

1. Avise a los ocupantes de la casa
2. Abra las ventanas
3. Apague la fuente de CO (si es posible)
4. Evacue el edificio
5. Llame al 112

¿Dónde debe colocarse un detector de Monóxido de Carbono?

El monóxido de carbono se forma debido a una combustión incompleta y posteriormente se mezcla con otros gases de combustión. La densidad de los gases de combustión es menor que la del aire. Con el monóxido de carbono, los gases de combustión tenderán a aumentar. Cuando la ventilación es insuficiente, la habitación irá acumulando gases de combustión desde la parte de arriba de la habitación hacia abajo.

 Las alarmas ubicadas en dormitorios distantes de la sala en la que se encuentra el aparato de combustión, deberían situarse relativamente cerca de la zona de respiración de los ocupantes.

Consejo:

Coloque el detector de Monóxido de Carbono en la sala donde se encuentra el aparato de combustión. Por ejemplo, la sala donde se encuentra la estufa de gas, una cocina con un calentador de agua o un ático donde se encuentra la caldera. Instale el detector de monóxido de carbono de acuerdo con las instrucciones de instalación suministradas con la unidad.

Tenga en cuenta los siguientes consejos:

Montaje en la pared ( sala en la que se encuentra el aparato de combustión)

Si coloca el detector de monóxido de carbono en la pared, colóquelo a una distancia horizontal máxima de 1 a 3 metros de la cámara de combustión. Asegúrese de que el detector de monóxido de carbono esté a una distancia mínima de 15 centímetros del techo.
Asegúrese de que el detector esté siempre más alto que la jamba de la puerta o el marco de la ventana.

Montaje en el techo (sala en la que se encuentra el aparato de combustión)

Si coloca el detector de monóxido de carbono en el techo, manténgalo a una distancia máxima de 1 a 2 metros del dispositivo de combustión. Asegúrese de que el detector de monóxido de carbono esté al menos a 30 centímetros de la pared.

 

¿Debo mantener el detector de Monóxido de Carbono?

 Un buen funcionamiento del aparato de combustión y una buena ventilación reducen el riesgo de envenenamiento por Monóxido de Carbono.

 Un detector de Monóxido de Carbono puede, al señalar rápidamente una situación peligrosa, reducir el riesgo de intoxicación por CO. Verifique regularmente el correcto funcionamiento del detector de Monóxido de Carbono de acuerdo con las especificaciones del proveedor. Los detectores de Monóxido de Carbono se deben reemplazar después de un determinado número de años (la vida útil del fabricante indicada por el fabricante). Tenga en cuenta la fecha de instalación y la fecha de reemplazo con un marcador indeleble en la parte frontal de la unidad.

¿Por qué mi detector emite un pitido de vez en cuando?

Cuando la batería está al final de su vida útil, el detector de Monóxido de Carbono emite un pitido una vez por minuto.

En el detector de Monóxido de Carbono con pantalla digital CO-9D-INT, aparece en la pantalla el pictograma que indica que la batería está al final de su vida útil.

IMPORTANTE: Un pitido por minuto, en combinación con una señal de error o una advertencia de que la batería está casi terminada, no significa que el detector  haya detectado Monóxido de Carbono. Si aparece un mensaje de error estando el producto aún en garantía, comuníquese con el Soporte Técnico. Si la garantía ha expirado, reemplace el detector de Monóxido de Carbono.